Estas Aqui
Home > Internacionales > Enorme victoria de van der Poel en la Strade Bianche

Enorme victoria de van der Poel en la Strade Bianche

Mathieu van der Poel (Alpecin-Fenix) ha escrito su nombre en el joven pero prestigioso libro de la Strade Bianche, al adjudicarse la 15ª edición disputada este sábado, y donde ha impuesto la superioridad que ya demostró durante la temporada de ciclocross -cuando se proclamó campeón del mundo de la disciplina- o, más recientemente, en la primera etapa del UAE Tour. En esta ocasión, el neerlandés se impuso por 5” a Julian Alaphilippe (Deceuninck-Quickstep) y 20” sobre Egan Bernal (Ineos-Grenadiers), después de dejarlos clavados con un fulgurante ataque en los metros finales de la calle Santa Caterina de Siena.

Kilómetros antes, Van der Poel ya había mostrado su superioridad, seleccionando de forma definitiva el grupo de favoritos en el ‘sterrato’ del sector Le Tolfe, llevándose consigo unicamente al francés y el colombiano, y haciendo sufrir a su histórico rival -y vencedor de la edición 2020- Wout van Aert (Jumbo-Visma), que finalmente fue cuarto, a 51”.

Strade Bianche, una de las citas más esperadas por los aficionados al ciclismo, llegaba finalmente sin lluvia, a pesar de las malas previsiones de los días previos, y con los ya habituales 184 km y 11 sectores de ‘sterrato’ -63 km del total-.

Cita ineludible en el calendario tanto para los clasicómanos como para corredores de grandes vueltas. Y como muestra, un pequeño repaso a la tremenda participación: Van Aert (último vencedor), Van der Poel, Alaphilippe, Pogacar, Kwiatkowski, Bernal, Woods, Fuglsang, Pidcock… o los españoles Valverde, García-Cortina, Aranburu, Bilbao y Gorka Izagirre.

Salida rapidísima y lucha enconada para formar la primera fuga del día, que tardaría bastantes kilómetros en nacer. Un grupo integrado por Walsleben (Alpecin-Fenix), Zoccarato (Colpack), Tagliani (Androni), Rivi (Eolo-Kometa), Petilli (Intermarche-Wanty), Van der Sande (Lotto-Soudal), Ledanois (Arkea-Samsic) y Bevilacqua (Vini-Zabú), que nunca llegarían a contar con más de dos minutos de renta sobre un pelotón siempre controlado con mano de hierro por Jumbo-Visma.

De hecho, a 60 km de meta ya eran neutralizados, y se formaba otro grupo en cabeza, integrado por Kron (Lotto Soudal)Vermeersch (Alpecin Fenix) y un magnífico Gonzalo Serrano (Movistar), como anticipo de la batalla definitiva que se iniciaría poco después. 

Strade Bianche
Strade Bianche

Van Avermaet (AG2R Citroën) abría las hostilidades, seguido de Formolo (UAE Emirates), Geniets (Groupama FDJ) e, incluso, Van Aert y Alaphilippe, tensaban el ritmo para comprobar el estado real de los rivales y realizar la primera gran selección. Y todo ello, aún con 50 km por delante. 

Y es que, ojo al grupo que se formaba en cabeza en esos momentos: Van Aert, Van der Poel, Pogacar, Pidcock, Geniets, Bernal, Simmons (Trek-Segafredo), Alaphilippe y Gogl (Qhubeka-Assos). Por detrás, un pequeño pelotón con Pello Bilbao (Bahrain-Victorious), Tim Wellens (Lotto-Soudal) y Jakob Fuglsang (Astana-Premier Tech) intentaba enlazar con los primeros, donde el acuerdo era casi pleno, y todos comenzaban a entrar al relevo. Y con más de un minuto perdido, un tercer grupo con Valverde Cortina, entre otros, intentaban no perderle la cara a la carrera. Circunstancia harto difícil, toda vez que los dos grupos delanteros caminaban a un elevado ritmo hacia los tres tramos finales de ‘sterrato’, los más decisivos, con apenas 15” de diferencia entre ellos, a 30 km del final. Mal balance para los telefónicos en esta carrera, sin duda, salvo por las buenas maneras mostradas por Gonzalo Serrano y Sergio Samitier.

En MonteapertiAlaphilippe tomaba el mando del primer grupo, incrementando ritmo, y llevándose consigo a Pogacar, Van der Poel, Bernal y un genial Michael Gogl. Cedía sorprendentemente Van Aert, acompañado de Pidcock, que veía como por delante los campeones del mundo -de ruta y ciclocross-, colaboraban a fondo para distanciarse cuanto antes. 50” más atrás, el grupo de Fuglsang Bilbao se alejaba de la batalla.

Agotando sus balas, Van Aert lograba enlazar de nuevo con cabeza de carrera, acompañado de Pidcock, al paso por Colle Pinzuto, donde todos parecían ya guardar fuerzas para el tramo decisivo de Le Tolfe, con su 18% de pendiente máxima, precedido de una vertiginosa entrada en bajada.

Van Aert y Alaphilippe tuvieron que rendirse ante la superiodidad de Van der Poel.
Van Aert y Alaphilippe tuvieron que rendirse ante la superiodidad de Van der Poel.

Con Alaphilippe comandando el grupo, Van der Poel asestaba una sacudida brutal que solo el campeón del mundo, a duras penas, lograba responder. Unos instantes después, un recuperado Egan Bernal enlazaba con neerlandés y francés, que con 10 km por delante, entraban a colaborar para alejar a Pidcock, Van Aert, Gogl y Pogacar, unos 15” por detrás, y poder jugarse así la victoria en Santa Caterina.

17” afianzaban las posibilidades del trío de cabeza, a 5 km de la meta en la Piazza del Campo de Siena, con Van Aert, Pogacar y Gogl dejándose la vida por enlazar. Van der Poel, no obstante, decidía no esperar al último repecho, e intentaba marcharse antes, bajando, a 3 km, sin éxito, debido a la rápida respuesta de Bernal AlaphilippeSanta Caterina, por tanto, dictaría sentencia. O el neerlandés iba sobrado… o se iba a estrellar contra un muro llamado Alaphilippe, después de tanta exhibición.

Van der Poel marcaba el ritmo inicial, antes del tramo más exigente, y comenzaba la vigilancia entre los tres. Vigilancia que llegaría a su fin bruscamente, pues el neerlandés volvía a soltar un latigazo insoportable, a pocos metros de coronar el repecho, y al que no podían responder sus rivales. 

Alaphilippe, resignado, entraba segundo en la Piazza del Campo, a 5”, y un gran Bernal tercero, a 20″. En cuarta posición, y como ya sucediera en la prueba femenina con Van Vleuten, el vencedor del año pasado, Wout van Aert, se quedaba a las puertas del podio. 

Clasificación
1. Mathieu van der Poel (NED/Alpecin-Fenix) – 4:40:29
2. Julian Alaphilippe (FRA/Deceuninck-Quick Step) a 0:05
3. Egan Bernal (COL/Ineos) a 0:20
4. Wout Van Aert (BEL/Jumbo-Visma) a 0:51
5. Thomas Pidcock (GBR/Ineos) a 0:54
6. Michael Gogl (AUT/Qhubeka-Assos) a 0:54
7. Tadej Pogacar (SLO/UAE Emirates) a 0:54
8. Simon Clarke (AUS/Qhubeka-Assos) a 2:25
9. Jakob Fuglsang (DEN/Astana-Premier Tech) a 2:25
10. Pello Bilbao (ESP/Bahrain-Victorious) a 2:39

CLASIFICACIONES COMPLETAS

DAMAS

La ciclista neerlandesa Chantal Blaak (SD Worx) se ha impuesto en solitario en la séptima edición de la Strade Bianche, prueba del World Tour femenino disputada sobre 136 kilómetros, 32 de ellos en pistas de tierra, con salida y llegada en Siena, tras un duelo con la campeona de Italia Elisa Longo Borghini (Trek-Segafredo).

Chantal Blaak (Róterdam, 31 años), fue la más fuerte en el momento decisivo de la carrera, ganando la partida en la subida final en la Via Santa Caterina que conducía hacia la Plaza del Campo de Siena, a su rival italiana, quien cedió 7 segundos en meta.

La tercera plaza fue para otra neerlandesa, Anna Van der Breggen, compañera de equipo de la ganadora y campeona mundial en ruta y contrarreloj. En pleno dominio neerlandés, la defensora del título Annemiek Van Vleuten (Movistar), obtuvo la cuarta plaza a 11 segundos.

En cuanto a la participación española cabe destacar la decimotercera plaza de Mavi García (Alé BTC Ljubljana), quien cruzó la meta a 1 minuto y 52 segundos de Chantal Blaak.

La carrera estuvo animada de inicio, primero con la fuga de la joven italiana de 22 años Elena Pirrone (Valcar) y después con el relevo de la belga Lotte Kopecky y la neozelandesa Niamh Fisher-Black, que lo intentaron hasta ser alcanzadas a 40 kilómetros de meta.

Los últimos 20 kilómetros decidieron la carrera, ya con las favoritas en la batalla. En el octavo sector de tierra atacaron a 12 de meta Van Vleuten y Marienne Vos, dos campeonas mundiales, que fueron neutralizadas de inmediato.

Fue a 5,5 de la llegada cuando la campeona de Italia Elisa Longo Borghini lanzó el órdago definitivo, contestado solo por Chantal Blaak. Ambas abrieron hueco, un puñado de segundos que iban a ser definitivos ante la falta de entendimiento en el grupo perseguidor.

La entrada a Siena iba a decidir. En plena ascensión por la Via Santa Caterina, con porcentajes de hasta el 16 por ciento atacó Longo Borghini para probar a Chantal Blaak, pero la neerlandesa contestó con otro ataque fulminante. Alzó los brazos con un tiempo de 3 horas, 54 minutos y 40 segundos. Triunfo inapelable, por fuerza, calidad y ambición.

Chantal Blaak sucedió en el palmarés de la prueba a la neerlandesa Annemiek van Vleuten, vencedora de las dos ediciones anteriores.

Chantal Blaak

Clasificación de la Strade Bianche Donne 2021:
1. Chantal Blaak (NED/SD Worx) – 3:54:40
2. Elisa Longo Borghini (ITA/Trek-Segafredo) a 0:07
3. Anna van der Breggen (NED/SD Worx) a 0:09
4. Annemiek van Vleuten (NED/MOVISTAR) a 0:11
5. Cecilie Uttrup Ludwig (DEN/FDJ) a 0:11
6. Demi Vollering (NED/SD Worx) a 0:11
7. Marianne Vos (NED/Jumbo-Visma) a 0:23
8. Marta Cavalli (ITA/FDJ) a 0:27
9. Katarzyna Niewiadoma (POL/Canyon-Sram) a 0:30
10. Ellen van Dijk (NED/Trek-Segafredo) a 0:32

CLASIFICACIONES COMPLETAS

PREVIA

Llegó la cita en las carreteras de tierra con la disputa este sábado de la 15 edición de la Strade Bianche, donde se espera un espectacular duelo entre Wout Van Aert, el neerlandés Mathieu Van der Poel y el francés campeón mundial Julian Alaphilippe.

Está en juego el título de “rey del sterrato” con una nómina de inscritos espectacular, ya que a los citados hay que unir nada menos que a los dos últimos ganadores del Tour de Francia, el esloveno Tadej Pogacar y el colombiano Egan Bernal, además de las bazas del Movistar, Alejandro Valverde e Iván García Cortina.

La Strade Bianche ha adquirido un prestigio especial por su original seña de identidad, los caminos de tierra, el “sterrato” que los corredores deben afrontar en medio de nubes de polvo. También la subida final camino de la Piazza del Campo en la Siena renacentista es un símbolo de la prueba.

VAN AERT-VAN DER POEL, LOS REYES DEL BARRO EN LA TIERRA

El belga Wout Van Aert (Jumbo Visma) defenderá el título con opciones de renovarlo ante rivales de muchos quilates, como su rival en el ciclocross y campeón del mundo de esa especialidad, el neerlandés Mathieu van der Poel (Alpecin-Fenix). Al citado duelo se unirá el francés campeón mundial en ruta Julian Alaphilippe (Deceuninck-QuickStep), ganador en 2019, lo que garantiza un elemento de combate y espectáculo. Pero aparte del sector clasicómano, estarán los grandes del Tour, Pogacar, en forma tras imponerse en los Emiratos, y Bernal, camino de su mejor versión.

Será una bonita lucha entre los más habilidosos sobre la bicicleta, expertos en luchar contra los baches, enfrente de los escaladores que se defienden bien en cotas de porcentajes exigentes. Con la ausencia del eslovaco triple campeón mundial Peter Sagan, la lista de inscritos aporta más candidatos a la gloria en Siena. Son aquellos que pueden sacar provecho del duelo a tres de Van Aert-Van der Poel-Alaphilippe.

wout van aert vencedor de la ultima edicion
Wout Van Aert, ganador de la Strade Bianche 2020.

En este grupo se instalan corredores como el canadiense Michael Woods, el polaco Michal Kwiatkowski, doble ganador en Siena, los belgas Tim Wellens (Lotto Soudal) y Greg Van Avermaet (AG2R Citroën), con atención especial al grupo del Deceuninck, ya que aparte de Alaphilippe pondrá en liza a Stybar, el portugués João Almeida y al ganador de la Omloop Het Nieuwsblad, el italiano Davide Ballerini.

Por parte española, Valverde y García Cortina estarán arropados por Sergio Samitier, Lluis Mas, Gonzalo Serrano, Hector Carretero y el puertorriqueño Abner Gonzalez.

El Bahrain cuenta con Pello Bilbao como referencia, el Astana pondrá como líder a Fugslsang con Gorka Izagirre y Alex Aranburu como opciones y el Eolo Kometa de la Fundación Alberto Contador aporta tres españoles, Sergio García, Arturo Grávalos y Diego Sevilla.

63 KILÓMETROS DE TIERRA EN 11 SECTORES HASTA SIENA

El recorrido es el mismo que en anteriores ediciones, con 63 kilómetros de carreteras de grava blanca repartidos en 11 sectores sobre un total de 184 kilómetros. La Strade Bianche está repleta de colinas cortas y empinadas que se combinan con los caminos de tierra para crear uno de los escenarios más complicados y pintorescos del ciclismo mundial. Hay poco respiro en el trayecto y se suele correr con los dientes apretados. El pelotón saldrá de la Fortezza Medicea y termina en la Piazza del Campo.

strade bianche masculina

Los últimos 25 kilómetros serán claves, con tres sectores finales cortos pero empinados que pueden elegir a los candidatos al triunfo. El sector nueve en el histórico Monteaperti comienza antes de Colle Pinzuto, que incluye una subida del 15 por ciento. Solo restarán 12 kilómetros de carreteras asfaltadas hasta Siena después del último sector de tierra en Le Tolfe, por lo que quien supere el tramo de 1,1 kilómetros de largo del 18% en el grupo delantero tendrá opciones.

La Strade Bianche no se suele decidir al sprint porque hasta la meta hay calles estrechas complicadas. Ya en la ciudad La Via Santa Cristina arranca con 1 km al 9 por ciento, y alcanza una pendiente del 16 por ciento que en la cumbre dejará a los corredores a solo 500 metros de la última pancarta. El primero en llegar a dicho alto, suele ganar la carrera.

ÚLTIMOS VENCEDORES

2020. Wout Van Aert (BEL)

2019. Julian Alaphilippe (FRA)

2018. Tiesj Benoot (BEL)

2017. Michal Kwiatkowski (POL)

2016. Fabian Cancellara (SUI)

2015. Zdenek Stybar

2014. Michal Kwiatkowski (POL)

ARRANCA LA PARÍS-NIZA

La 79ª edición de la París-Niza, ronda francesa del UCI World Tour, ya tiene recorrido oficial que se celebrará del domingo 7 al domingo 14 de marzo sobre 8 etapas con escenarios para todos los perfiles de sus protagonistas.

Amaury Sports Organisation (ASO) ha preparado un menú con tres claves claras. La primera será la contrarreloj de Gien sobre 14 kilómetros en la tercera jornada y las dos restantes en los dos finales en alto. El primero en Chiroubles, el día después de la cronometrada, y el segundo en La Colmiane donde ganó el año pasado Nairo Quintana y en 2018, Simon Yates.

«Necesitábamos una etapa muy reñida al principio de la carrera, dijo el director de la carrera François Lemarchand sobre la cuarta etapa. Los corredores tienden a tener sus hábitos y es nuestro deber tratar de inquietarlos un poco.» El pelotón subirá la colina de Solutré, luego subirá dos veces al Monte Brouilly, que se hizo famoso por la victoria en contrarreloj de Julian Alaphilippe en 2017, antes de llegar a un nuevo y duro final en Chiroubles con un ascenso de 7,3 km a 6 pc. En total, los corredores tendrán que tragar 3.500 metros de elevación».

Las posiciones generales, ya establecidas por una contrarreloj individual de 14,5 km en terreno llano alrededor de Gien el día anterior, deberían aclararse aún más antes del último fin de semana alrededor de Niza, donde la carrera volverá a su tradicional patio de recreo. El paso de Colmiane, en el valle de Valdeblore que domina Niza, se está convirtiendo en una cita habitual de la Carrera de Sol después de las victorias de Simon Yates en 2018 y de Nairo Quintana en 2020 y el pelotón tendrá un recuerdo para las poblaciones de los valles del Vesubio, del Tinee y del Roya, muy afectados por las tormentas y los deslizamientos de tierra del pasado mes de octubre. «Lamentablemente, no podemos volver al valle del Vesubio por ahora, pero tuvimos que regresar a La Colmiane para rendir homenaje a la población», dijo François Lemarchand.

La etapa Brignoles a Biot del viernes es idéntica a la etapa celebrada en 2011 en el mismo recorrido, con la ascensión del Col du Ferrier a mitad de camino, mientras que el corto e intenso final en el interior de Niza el domingo, que los corredores se vieron obligados a evitar en 2020, seguirá el mismo recorrido que en 2019, con la Côte de Peille y el Col d’Eze entre las principales subidas. Todo el mundo sabe lo cerca que puede estar esta última etapa, ya que las victorias de Geraint Thomas en 2016, Sergio Henao en 2017 y Marc Soler en 2018 fueron ganadas por márgenes de menos de cuatro segundos.

La salida de la carrera se celebrará por duodécima vez en el departamento de Yvelines, a las afueras de París. Al igual que el año pasado -y también será el caso de la segunda etapa entre Oinville-sur-Montcient y Amilly -, las condiciones meteorológicas y especialmente los vientos laterales podrían ser perjudiciales e impedir que los velocistas tengan la última palabra. Sin embargo, un sprint de grupo parece probable en la quinta etapa en el Valle del Ródano entre Vienne y Bollene.

Los equipos participantes serán los 19 del UCI World Tour, el Alpecin belga y los invitados franceses B&B, Total y Arkéa, quedándose fuera el Delko.

LISTADO DE PARTICIPANTES

¡NO TE OLVIDES DE SEGUIRNOS EN NUESTRAS REDES SOCIALES!

Instagram

Facebook

Twitter





inicio